jueves, 25 de febrero de 2016

Edwin Mora, Oscar Feíto y La Trampa, ¿qué tienen en común?

Edwin Mora, Oscar Feíto y La Trampa, ¿qué tienen en  común?
Estos dos personajes no se conocen, es más, ninguno sabe de la existencia del otro (yo tampoco los conozco), pero logro ver entre ellos un vínculo que los complementa, por lo menos en lo que se refiere a mis intenciones de escribir sobre el terruño de La Trampa, veamos por qué:

A través de Oscar Feíto (creo que vive en España) y su página  http://www.oscarfeito.com/ he aprendido varias técnicas para utilizar de mejor manera la herramienta de internet, especialmente en todo lo referente a hacer blogs. Pudiera decir que mediante las “lecciones” que Oscar ha montado en Youtube, he perdido el miedo ante los blogs y me he lanzado a hacer el mío (mi intención, familia, es que ustedes tengan también la herramienta a la mano y posean esta gran oportunidad de ver los videos de Oscar para confeccionar, paso a paso, sus blogs, de cualquier tipo). No imaginaba yo, cuando vino a mi mente la idea de hacer un blog, la cantidad de cosas que aprendería, en otras palabras, la cantidad de conocimientos que me estaba perdiendo. Entonces, gracias a Dios y públicamente es Oscar feíto quien, sin saberlo, me ha ayudado mucho.
Oscar Feíto. Un experto en marketing del cual estoy aprendiendo y quien, mediante sus tutoriales explicados muy pedagógicamente, me ha aupado a crear el presente blog y a emprender nuevos caminos por la ruta de internet, desde una página. Entonces, si quieres aprender, de verdad, a hacer un blog o a incursionar en cualquier ámbito de la vida o mundo de internet, o a aclarar algunas dudas, ten la seguridad de que si lees a Oscar, aprenderás mucho y podrás ayudar a los demás a hacerlo. Yo, por mi parte he visto casi diez videos de Oscar, y vaya que he aprendido.



Edwin Mora
Quizás este personaje es merideño, lo digo por la manera de expresarse sobre la Trampa y que, al igual que yo, posee un determinado placer por escribir sobre ese terruño de La Trampa que, en lugar de quedarse en el tiempo añejo, parece querer renacer en este siglo XXI.
Edwin, mediante una pluma incansable, se adentra en todos los paisajes de su familia, y colocándole un énfasis casi de nostalgia y alegría juntas, se “lanza” a escribir cuanto le ordena su alma y entendimiento, todo, con el simple objeto de agrandar la tierra desde donde nacieron sus antepasados. Edwin, casi olvidándose de los lectores, inicia su artículo con un sentido muy personal: “En la angosta carretera que une El Estanquillo con La Trampa, viniendo de Lagunillas, me detuve frente a la casa de la señora Marta, conocida amiga de mi madre…”).
Artículo muy sensible sobre La Trampa donde se observa gran conocimiento de blog y gran sensibilidad y cariño por la familia. Es, en resumidas cuentas, un artículo al que podríamos denominar como fenomenal para seguir conociendo a La Trampa, y para darnos cuenta que, así como Darwin, existen muchos otros que tienen amor por el lugar donde nacieron sus padres y demás seres queridos, lo que les hace realizar un recorrido literario de gran altura donde vemos ese pueblo hermoso donde nació mi madre Petra María. El artículo de Edwin lo puedes visualizer aquí
El link completo de la página que lleva por título La Trampa de Mérida, Historia de un pueblito andino… es  https://latrampademerida.wordpress.com/ 

Bien familia, y demás amigos, un abrazo a todos, espero que la sigan pasando bien en unión de sus seres queridos, ah, y les recuerdo, si alguno desea hacer algún comentario, solo tiene que escribir abajo, la final donde dice “comentarios”, lo leeré y seguro, lo responderé con paciencia. Buen día.



3 comentarios:

  1. Hooola Carlos! En primer lugar te felicito por atreverte a utilizar esta herramienta de comunicación. Por otra parte, me parece estupendo que hayas escogido este tema, es una manera de traer al presente tus ancestros, de regresarlos a la vida –como siempre dices-. Me parece oportuno, para que todos conozcamos un poquito, o una parte, del terruño e inicios de esta gran familia, especialmente las nuevas generaciones –quizás algunos no conocen esa parte que está tan ligada a sus vidas-. Te quedó preciosa y la intención es hermosa, estoy plenamente segura de eso. Gracias por hacerme parte de esa familia. Adelante!!

    ResponderEliminar
  2. Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.

    ResponderEliminar
  3. QUERIDO PRIMO CARLOS:
    A propósito de tu blog “DESDE LA TRAMPA, MÉRIDA, PARA EL MUNDO” quiero expresarte la satisfacción que me has dado por esta iniciativa, la complemento citando una expresión de Coello: “Hay un puente que une lo que hago con lo que me gustaría hacer”…
    Así que,… ¡Gracias por hacer cosas que otros no hemos hecho!...
    Lejos del dicho que dice que la adulación es una moneda falsa que empobrece a quien la recibe; no obstante, considero que tal afirmación se torna lejana a la realidad; pues, cuando se quiere expresar un sentimiento verdadero hacia esos seres que como tú, en ese consecuente actuar das lo mejor de ti para intentar mantenernos en nuestra intrínseca identidad. Y qué mejor forma has emprendido, como es la de darnos a conocer desde una imagen como fotografía, escritos y comentarios personales que nos hacen sacudir esa ignonimia en la que nos sumergimos por los haceres y deshaceres cotidianos. Desde nuestro origen familiar RODRÍGUEZ DÁVILA, partiendo de la raíz del árbol genealógico plantado en el terruño La Trampa por nuestros abuelos, en el que cada día somos más y más los de un mismo tronco, y como un roble bastante ramificado, nos perpetuamos muy vivitos y con mucho verdor, flores y frutos; aunque estemos distantes, podríamos estar un poco más unidos toda la estirpe y, empezar a conocernos por la suma de voluntades y propósitos.
    Ahora, en lo siempre posible, les hago solidaria invitación a todos mis parientes conocidos y a los que pueda llegar a conocer para mantener vivo nuestro común legado familiar. Ese sería un excelente propósito y logro, querido primo, que puede lograr el blog comunicacional que has iniciado.
    Como un compartir, vaya un pensamiento de Einstein que reza así: “Temo el día en que la tecnología sobrepase nuestra humanidad, entonces el mundo solo tendrá una generación de idiotas”
    Independientemente de toda circunstancia, me repliego en el pensamiento de Soren Kierkegaard que tu Primo Carlos, oportunamente también citas: “La vida solo puede ser comprendida mirando para atrás; mas solo puede ser vivida mirando para adelante”
    Para todos,… los quiero, desde Mérida, ¡UN ABRAZOTE!...
    Yo, Alberto Rodríguez Rojas…

    ResponderEliminar